La Presencia De Dios

ESPEREMOS TRANQUILAMENTE ES SU PRESENCIA mientras sus pensamientos se forman silenciosamente en las profundidades de nuestros seres.

No tratemos de apresurar este proceso, porque la prisa y los afanes de la vida mantienen nuestros corazones atados a la tierra. EL es nuestro Creador, el Creador del Universo, de todo lo que existe y sin embargo tomo nuestro corazón para ser su humilde hogar, es allí donde podemos conocerlo más íntimamente; Dios todo el tiempo se dirige a nosotros hablándonos palabras de vida, de paz y de amor, y la mayor parte de ese tiempo Él lo hace de forma suave y delicada, aunque nosotros esperemos escucharlo en medio de alborotos, truenos o fuego. Pidamos a su Espíritu Santo que silencie nuestra mente y asi poder escuchar esos suaves pero constantes susurros dentro de nosotros y aprenderemos a recibir esos mensajes de abundante bendición. Pongamos nuestra peticiones delante de Él y Esperemos.

1 Reyes 19:12  Y tras el terremoto un fuego; pero Jehová no estaba en el fuego. Y tras el fuego una voz suave y delicada.

Salmos 5:3  Oh Jehová, de mañana oirás mi voz; de mañana presentaré mi oración delante de ti, y esperaré.

Deja tu comentario

%d bloggers like this: